18.01.13 // Presupuesto y Derechos Humanos (medios), Villas e Integración Urbana (medios)

“No garantiza un sistema igual para las villas”

Según la diputada Sánchez Andía, para el PRO “hay ciudadanos de primera y de segunda”.

Las repercusiones acerca de la audiencia pública que decidirá los destinos de la basura porteña fueron variopintas. Legisladores de la oposición hicieron foco en los aspectos económicos, políticos y de control del contenido de los pliegos para la licitación.

La diputada Rocío Sánchez Andía (Coalición Cívica-ARI) manifestó que “este pliego no garantiza que las villas tengan un servicio de recolección igual al del resto de la ciudad”. La legisladora a cargo del proceso de urbanización de villas argumentó a Tiempo Argentino que “la ACIJ planteó la necesidad de recoger basura en dos tiempos durante el día, y los siete días de la semana. Esas cuestiones se modificaron y se incluyeron, pero hay otras puntuales que no”. Esto se cumple sólo en algunas villas de la ciudad. Nadia, tesorera de la junta vecinal de Villa Fátima, contó a este diario que “a la mañana levantan la basura y al mediodía pasa un camión que levanta en las esquinas”, y agregó que “el único problema es que se junta la basura en las esquinas y faltaría un servicio a la noche, sobre todo los días de lluvia”. Luis, de la Rodrigo Bueno, contó la otra cara: “La limpieza se hace cada dos o tres días y consiste en levantar los contenedores. Con los desechos y el calor, crece el mal olor en la entrada y en el fondo del barrio. Es un olor nauseabundo y encontrás hasta gusanos, porque cuando vacían los contenedores no se llevan toda la basura.” El hombre además denunció que “hace nueve meses que no nos mandan los productos para desratizar y tampoco fumigaron contra el dengue”. Y responsabilizó a Carlos Pedrini, a cargo de la UGIS.

“Pedimos que haya pautas. Por ejemplo, en la ciudad tenes horarios de recolección, cantidad de contenedores según metro cuadrado, sabés quién se hace cargo de los residuos húmedos y los reciclables. El pliego no garantiza un sistema igual para las villas”, dijo Sánchez Andía, y opinó que para el macrismo “hay ciudadanos de segunda y de primera”.
La diputada del Frente Progresista Popular, María Elena Naddeo, cuestionó que la tarea de capacitación en el tratamiento de la basura, en el pliego licitatorio, se la entrega a las empresas que ganen la licitación. “Esto es responsabilidad del gobierno de la Ciudad”, apuntó.

Y María José Lubertino, del Frente para la Victoria, fue otra de las voces disidentes. Criticó la actual falta de control sobre las empresas y denunció que “de lo que surge del presupuesto de la Ciudad durante el gobierno de Macri, las empresas privadas han incrementado un 425% el precio en cinco años”.

Tiempo Argentino

Deje un comentario