12.05.16 // Acij en los medios, ACIJ en los MEDIOS, Derecho a la Ciudad (medios), Destacadas (medios), Vivienda y Hábitat (medios)

La Justicia le pone tope a las comisiones de los alquileres

En Clarín

9-5-2016.

Por Pablo Novillo

 

Un juez dispuso que sólo se podrá cobrar el 4,15% del contrato, lo que equivale a un mes de renta. Así, frena lo dispuesto por el colegio de inmobiliarios, que están pidiendo el doble.

alquileres-clarin

 

La Justicia les trajo un poco de alivio a los inquilinos. Un juez porteño suspendió una resolución del Colegio de inmobiliarios que los habilitaba a cobrar hasta dos meses de comisión en la firma de un contrato de alquiler. Para la Justicia, el tope tiene que ser el 4,15% del total del contrato, según establece la ley.

La medida fue tomada por Marcelo Segón, titular del juzgado N° 17 en lo Contencioso Administrativa y Tributario de la Ciudad. En su fallo, el juez ordenó que se deje sin efecto la resolución N° 350 que firmó este año el Colegio Único de Corredores Inmobiliarios de la Ciudad de Buenos Aires (CUCICBA), permitiéndoles a sus afiliados cobrar hasta dos meses de alquiler como comisión. Para el juez, esta medida va en contra de la ley N° 2.340 de la Ciudad, la misma que creó al Colegio en 2007, y que en su artículo N° 57 establece el tope del 4,15%.

La diferencia es notable. Si se considera que un alquiler de un dos ambientes en la Ciudad cuesta en promedio $ 5.457 mensuales (según la consultora Reporte Inmobiliario). Si la comisión fuera de dos meses alcanzaría los $ 10.914. En cambio, si se aplicara el 4,15% en un contrato típico de dos años que sumaría $ 130.968, la comisión final del inmobiliario sería de no más de $ 5.435, una cifra similar al de un solo mes de alquiler, lo que no es casual: si el contrato es de 24 meses, un mes es el 4,15% del total del plazo.

Pero en el CUCICBA tienen otra interpretación. Afirman que la entrada en vigencia del nuevo Código Civil permite que las partes se pongan de acuerdo en las comisiones a pagar, más allá de la ley local. Como una ley nacional decía algo distinto que una ley local, y se producía así una suerte de vacío legal, en el Colegio explicaron que resolvieron poner el tope de los dos meses hasta tanto se aclarara la cuestión legal. Respecto del fallo del juez Segón, voceros de la institución informaron que lo están estudiando y que recién hoy darán una respuesta.

El fallo llegó en un momento complicado para los inquilinos, que en Buenos Aires son más de 900.000. Producto de la inflación, para la renovación de alquileres los dueños están pidiendo hasta un 40% más de dinero que el año pasado, y en la mayoría de los casos se establecen aumentos semestrales. Así, ya es casi imposible conseguir un dos ambientes por menos de $ 3.000 mensuales, y en Palermo, el barrio más buscado, puede llegar a $ 8.700 por mes.

A ese dinero hay que sumarle todos los otros costos que afrontan los inquilinos y que también están en alza, como la luz o el gas, y próximamente las expensas, de la mano de los aumentos salariales que se vienen para los encargados de edificios.

Por eso, el fallo fue celebrado por los inquilinos. La causa había sido iniciada por el vecino Gervasio Muñoz, también integrante de Inquilinos Agrupados, y por la Asociación Civil por la Igualdad y la Justicia (ACIJ), quienes destacaron el hecho de que en el fallo el juez Segón haya remarcado “la importancia del derecho al acceso a la vivienda digna, a cuyo acceso se ven dificultados los inquilinos de la Ciudad debido al cobro de comisiones que exceden lo permitido”.

Mientras existe esta disputa en la Justicia, en la Legislatura se discute un proyecto para regular las comisiones. Lo presentó el diputado Adrián Camps, del Partido Socialista Auténtico, quien propone establecer el 4,15% de comisión en el cuerpo de la ley (hoy figura en una cláusula transitoria). Este proyecto ya fue acompañado por otros legisladores de la oposición, mientras que en el macrismo reconocieron que lo tienen “en estudio”.