07.05.13 // Derechos Económicos Sociales y Culturales (novedades)

Falta de vacantes escolares en nivel inicial

ACIJ realizó un informe sobre el problema de la falta de vacantes de nivel inicial en la CABA y el incumplimiento de los acuerdos firmados con el gobierno de la Ciudad.

A dos años de haber firmado un acuerdo con el GCBA, pese a que se han obtenido algunos avances, miles de niños/as siguen estando fuera del nivel educativo inicial y el Gobierno sigue incumpliendo los plazos de finalización de las obras a los que se había comprometido.

A continuación compartimos una nota del diario Página 12, al respecto.

Ver informe completo.

Vacantes, la deuda macrista

El Ejecutivo se había comprometido ante la Justicia a construir veinticuatro jardines en dos años para reducir el déficit de vacantes en el nivel inicial. Pero sólo hizo catorce, otros ni siquiera se empezaron y la carencia hoy es mayor.

Por: Nicolás Andrada

La cifra es elevada y preocupante: seis mil setecientos sesenta y siete chicos no pudieron ingresar, por falta de vacantes, en febrero de este año, a las escuelas de nivel inicial de la ciudad de Buenos Aires. Se trata de niños de entre 45 días y 5 años. El problema, según un informe de la Asociación Civil por la Igualdad y la Justicia (ACIJ), es el incumplimiento por parte del gobierno porteño de un plan de obras de infraestructura escolar que debía absorber de manera paulatina la demanda de vacantes, consecuencia de un compromiso judicial. De un total de 24 obras proyectadas en el año 2011 y que debían estar terminadas a fines de 2012, tan sólo se finalizaron 10 –lo cual representa menos de la mitad– y el resto, al día de la fecha, se encuentra demorada o sin siquiera licitación. Desde el Ministerio de Educación porteño no explicaron las razones de los retrasos y adelantaron que este año serán inaugurados seis jardines. Pero ninguno de ellos se corresponde con los comprometidos en el acuerdo judicial.

A raíz de la falta, ACIJ hizo una nueva presentación judicial en la que reclama que se “ordene el cumplimiento” del acuerdo “bajo apercibimiento de aplicar sanciones” a los funcionarios responsables (ver aparte). Del total de obras que no fueron finalizadas, es decir 14, todas tienen un retraso superior al año y en un caso –el Jardín Maternal Nº9, ubicado en el barrio de Mataderos– supera los dos años. “En la mayoría de los casos, estas demoras, que afectan irremediablemente a los miles de niños y niñas en lista de espera, tienen lugar sin que se expliquen adecuadamente las razones por las cuales tienen lugar ni mucho menos se presenten pruebas que permitan acreditarlas”, sostiene el informe de la ACIJ. Incluso, hay cinco obras que forman parte del acuerdo en donde ni siquiera se iniciaron los procesos de licitación y otra que fue directamente eliminada del convenio. En éste se había estipulado, además, que el Ministerio de Educación debía presentar un plan de obra adicional para cubrir la demanda en aquellos distritos donde las obras proyectadas no fueran suficientes. Tanto el plan adicional como las obras proyectadas debían estar terminadas para finales del 2012.

“No sólo no se finalizaron todas las obras detalladas en el plan de obra, sino que nunca existió el plan adicional. Con la cantidad de obras detalladas en el convenio no alcanzaba para atender la demanda de los que estaban todavía en lista de espera. Para eso estaba el plan adicional que nunca se presentó. No hay ninguna obra proyectada. El problema de la falta de vacantes, a este ritmo, no se va a resolver y va a continuar por muchos años más”, contó a Página/12 Dalile Antúnez, coordinadora del área de igualdad educativa de la ACIJ.

En febrero de 2011 se firmó un convenio entre la ONG y la Ciudad en donde se establecía un plan de obras a completarse en el plazo de dos años con el objetivo de garantizar el acceso a la educación pública y dar una solución definitiva al problema de la falta de vacantes, que en ese entonces ascendía a 6091.

Previamente, en el año 2006, la ACIJ había presentado un recurso de amparo para que la Ciudad remediara la falta de vacantes en el nivel inicial. Esa medida judicial fue aceptada en primera instancia y, luego de una apelación del gobierno porteño, confirmada por la Cámara de Apelaciones en lo Contencioso Administrativo. Ante una segunda apelación, el caso llegó al Tribunal Superior de Justicia, que podía dictar sentencia definitiva, pero prefirió convocar a las partes para buscar una salida consensuada. Finalmente, en el 2011, el Gobierno de la Ciudad reconoció la legitimidad del reclamo judicial y se comprometió, mediante el acuerdo con la entidad demandante, a dar una solución a la falta de vacantes. Uno de los puntos fue la creación de una mesa bimestral de trabajo en donde el gobierno se comprometía a presentar información sobre el grado de avance de cada una de las obras y la cantidad de chicos en lista de espera.

Pasaron dos años de ese convenio y el informe de la ACIJ considera que es “alarmante la cantidad de niños/as que aún no cuentan con vacantes en el nivel inicial” y aclara que “si bien se han finalizado algunas de las obras detalladas en el acuerdo, muchas de ellas aún no han comenzado, otras registran retrasos importantes, y aun si todas esas obras se completaran, resultarán insuficientes”. A su vez, el informe desestima la supuesta falta de recursos que argumentan desde el Ministerio de Educación y lo pone en contraste con la subejecución del presupuesto destinado a la Dirección de Infraestructura Escolar y “con el hecho de que cada año el gobierno destina cuantiosos recursos a subsidiar a quienes van a escuelas privadas caras, ubicadas en las zonas más ricas de la Ciudad”. Fuentes del Ministerio de Educación porteño, al ser consultadas por este diario, aseguraron que el trabajo mantenido con ACIJ ha sido “en un marco de colaboración y diálogo” y remarcaron que el “presupuesto destinado a obras en escuelas terminó el ejercicio 2012 con un 88 por ciento de ejecución”. Si bien desde la cartera educativa no explicaron las razones de los retrasos de las obras incluidas en el acuerdo, indicaron que durante este año inaugurarán seis jardines de infantes, los cuales, según constató Página/12, no se corresponden con los comprometidos en el acta judicial.

La decena de obras, entre ampliaciones y escuelas nuevas, que sí fueron concluidas generaron un total de 2747 vacantes en el nivel inicial. Mientras que la cantidad de alumnos con vacante confirmada este año es de 48.913.

Página 12

Un Comentario

  1. Marisol. dice:

    Hola, queria saber en qué situación se encuentra el amparo. Si el gobierno cumplimentó con el acta judicial.
    Muchas gracias.
    Marisol, docente de nivel inicial.

Deje un comentario